viernes, 5 de agosto de 2011

La confesión, cuando muere el amor.

Hola Juan, ¿Cómo estás Diego? se dijeron los hombres al momento de abrazarse. Eran amigos desde el secundario, compartieron mucho de sus vidas hasta años después de casarse y tener hijos. – Juan, me llamaste citándome aquí, ¿Qué misterio traes? – Vamos al Bar de la esquina, allí hablaremos. Una vez sentados a una de las mesas, pidieron unos cafés –Te ves bien Diego ¿Cómo haces?– Será porqué soy feliz jajaja. – Has tocado el punto que me trajo aquí, yo no soy nada feliz, con Laura mi esposa es imposible ya vivir. – Uh, que noticia me das ¿Tan mal están las cosas?- Mira me cuesta hablar pero necesito decírselo a alguien, ella siempre tuvo actitudes tipo neuróticas, depresivas, pero las fui tapando, la amaba mucho, funcionó, hasta que mis hijos se mudaron formando sus parejas

- Se puso peor, estaba pendiente de mí para puro reproche, ella en casa encerrándose y encerrándome como una telaraña. Llevo la peor de las soledades, estando acompañado. ¿Cómo es eso Juan? – Estamos en dos mundos diferentes. Le digo de salir, ir al mar, no quiere, no le gusta, cuando anuncio ir solo, decide venir, pero allí, o donde vaya me amarga la estadía, a todo le encuentra problema. – No me traigas a nadie a casa me repite también. Se pasa horas viendo programas de chismes y novelas de la televisión, peluquería dos veces por semana. Ya he dejado de quejarme de todo, no tiene sentido, a veces cuando me quedo mudo y no le hablo por irritado, pide disculpas, pero lo sigue haciendo en el mismo día y los siguientes.

- Reprocha cuando estoy en el ordenador, cuando hablo por teléfono con nuestros hijos, sobrinos, ellos la escuchan, me dicen… no le hagas caso, pero algo está mal allí, debes ver una psicóloga para ella. – Estoy cansado de llevarla a lugares desde los seis meses de casados, ahora está conforme con el psiquiatra que la atiende. –Le pregunté ¿No quieres que te acompañe para hablar con él? ¿Qué dices? , yo estoy bien, tú haces mal al no estar conmigo. – ¿De que manera? si no quieres salir a otro lugar que de tu madre, cuando me siento a tu lado y estás viendo la televisión, te hago un comentario del día y me dices calla que no me dejas escuchar. Si dejo un cabello en el lavatorio del baño me lo echas en cara, yo levanto tus cosas las llevo a su lugar, es simple.

- No cambió en veinte y cinco años Diego, creí que podría ayudarla pero no hay caso, no quiere, personas así han llevado a la muerte a su compañía de vida, por cáncer, infartos, disgustos que somatizan en sus cuerpos, no encontrando salida. – Hace cinco años estamos en camas separadas, como te imaginarás me tiene frío como heladera, hace tiempo no pasa más nada. Cuando se le ocurre decir que ya no lo hacemos, le contesto.- No puedo hacerlo sin amor, y allí quedamos en la maraña de echarnos culpas, por eso ya no me engancho, sería interminable.

– ¿Qué piensas hacer Juan? – Ya reservé una casa pequeña pero con ventanales grandes, patio al frente y un parque con parrilla, en tres meses se desocupa. Allí recibiré familiares, amigos como tú, contaré estrellas, dejaré entrar el sol, veré la lluvia sin reproches hacia mis oídos. Cocinaré lo que quiera, pondré en la pared los cuadros que me gusten, disfrutaré música, solo o acompañado. Saldré con amigos donde queramos ir. Ya estoy comprando unas pocas cosas que necesito al mudarme. A ella la seguiré manteniendo, pasándole dinero para sus gastos personales, que los deberá ajustar, quedó en su rol de ama de casa pasará a dueña de casa total ahora.

¡Volveré a empezar! - Comprendes Diego, amigo mío, a nadie puedo decirlo, si se entera antes de tiempo sería imposible la convivencia, dos días antes de partir, les diré a mis hijos para que nos den apoyo a los dos. Aunque ella será la que más deba aceptar la realidad. Tampoco se que traerá el futuro, pero seré libre, necesito una mujer, no una relación sin vida, la muerte del amor como pareja nos separó. –Pienso es tu única salida Juan, me sorprende que hayas tardado tanto, ahora duran meses o pocos años las parejas, cuenta conmigo para lo que necesites. ¡Gracias Diego! hoy dormiré mas tranquilo. No sentiré culpa alguna.

Hum, otro relato… ¿Tú que piensas? Si pasas por aquí amigo visitante, deja tu huella si gustas.



38 comentarios:

Oteaba Auer dijo...

Muchas son las parejas que más o menos funcionan cuando todo el trajín de casa y familia está en ebullición; pero llega el momento en que los hijos se van y entonces se ven tal y como son...¡algun@s n o se soportan!, todo lo del otr@ se les hace insufrible y criticable,....

No comprendo por qué esta situación la soportan tantas parejas...quizás el miedo a la soledad??...A saber...en todo caso, la vida está llena de escoyos y decisiones a tomar, sean o no sean agradables; pero convenientes para la salud mental e incluso física de los conyuges.

Me gustó tu relato. Pusiste el dedo en la llaga.
Un abrazo :)

P.S.- A ver si esta vez se visualiza mi comentario...Otra vez te dejé uno y nunca apareció ¿?

Cosillas y Cosejas dijo...

Vaya...yo comprendo a Juan, una relación así es totalmente destructiva, cuando no funciona pero una de las partes no tiene interés en solucionar los problemas que la han llevado al aburrimiento, al conflicto, es mejor cortar.
Aunque no estoy de acuerdo con las maneras de este señor, me parece que huye y no hace frente a su familia a la que le debe una explicación y una exposición de sus planes ¡llevan media vida juntos! No puede dar la noticia solamente dos días antes de marchar, cuando ya lo tiene todo decidido.
Y es que tengo la sensación de que Juan no se ha sentado con su mujer, durante todo su matrimonio, a exponerle claramente todas estos sentimientos que tiene como tampoco parece haberle dicho que necesita escapar de esa relación que le está hundiendo.
¿han tenido una buena charla? primero que empiecen por ahí. Aunque esta no solucionara nada yo creo que haría lo correcto.
Gracias por otro de tus relatos.
Saludos

María dijo...

Te estaba leyendo y mi mente se iba a otros casos, yo creo que todos conocemos mujeres así, son como el perro del hortelano, que ni come ni deja comer, son como vampiros emocionales y artistas del reproche y la humillación aunque luego, de cara a la galería, su imagen sea otra.

Me parece estupendo que Juan, por fin, tome las riendas de su vida y recupere su dignidad, olé por él.

Besos

Migue dijo...

Hola Oteaba,

Hoy y desde hace tiempo la tendencia es a no sufrir a causa de él o ella.Se separan más rápido,aquí en esta historia pueden haber vivido momentos buenos,actuando los hijos como puente para mantener la relación.Pero que sucedía en la intimidad de su habitación,o en sus diálogos personales solo ellos lo sabían.

PD: Amiga,tu comentario anterior está en mi post del 14 de julio sobre "El Infiel Arrepentido"jajaja no se ha perdido,míralo que allí te he contestado.También te invito a leer el anterior de "Los amantes" en dos capítulos.
¡Un abrazo!

Migue dijo...

Cosillas y Cosejas, veo que la trama trae debate.En la vida real vemos casos que pueden ser de Juan o Juana,en los que la actitud de uno,a pesar de los esfuerzos del otro,termina acumulando ira,frustración, por maltrato verbal,psicológico,sintiéndose completamente desvalorizado.Llegando a quitar la vida de su pareja en un arranque violento.
Aquí Juan llevaba años hablando para que paren las agresiones,pidiendo su espacio, incluso le pidió de acompañarla a su médico para contarle que sucedía entre ellos, no aceptándolo ella.El la amaba,luego de muchas discusiones por años,viendo que no había diálogo, quedando solo el monólogo de ella defendiéndose,optó por la salida dejándole hasta la casa,sin haber sido infiel durante su convivencia.La actitud de Juan es poco común hoy día.
Un abrazo amiga.¡Gracias por tu visita y comentario!

Migue dijo...

Bienvenida María,

Tú los has dicho,la relación se convierte cada vez más en tóxica.Consumiendo la energía,alegría,ganas de vivir del otro.Y no cambian, porque no aceptan como son,como los ve el otro, ni quieren cambiar.Le voy a decir a Juan (el personaje) que tú le apoyas jajaja.Me alegra tu visita, cuídate mucho.
Un beso,amiga.

Anónimo dijo...

En muchas ocasiones la monotonía del dia dia,lo único que consigue son estos problemas que tu bien expones en el relato.A veces se acepta como una cosa muy normal,sin querer mirar realmente lo que está sucediendo,yo creo que por miedo...
Aunque yo defendería plenamente a Juan,sería lo mejor que pudiera hacer.Saludos Migue!

Nuria http://elrostrodelapalabraquenocalla.blogspot.com/

Migue dijo...

Hola Nuria,el miedo es un inhibidor de decisiones,puede ser al cambio,a razones económicas,el hecho es que una pareja no podría permanecer unida sin amor correspondido.
Saludos a ti!

María dijo...

La monotonía es destructiva, y hace que muchos matrimonios hayan perdido la ilusión y la llama del amor, por eso es importante, poner de parte de los dos, para hacer revivir y resurgir ese amor que está dormido, y quizá no muerto, volver a darse una oportunidad, e intentar encender la llama de entre las cenizas. Y cuando se ha intentado todo y no hay nada que hacer porque se dan cuenta que el amor está roto, lo mejor es separarse porque no se puede vivir con una pareja cuando en la relación no existe lo más importante: el amor, la complicidad, el diálogo.

Me gusta mucho la manera que enfocas los temas haciéndolos relatos, porque forman parte de la vida, y nos invitas a reflexionar, Miguel, te felicito por tu manera de transmitir, me encanta.

Voy a tu otro blog a ver si tienes algo nuevo.

Espero que hayas solucionado el problema que tenías con el ordenador, ya me contarás.

Un beso.

Migue dijo...

Hola María,
cuando se pierde en la pareja amor, diálogo, compañerismo,respeto mutuo.Se apagan el fuego y las brasas,quedando solo cenizas irrecuperables a veces.
Hay novedades en el otro blog: "Dió su vida por amor". Al ordenador le falta un toque, mañana lo completo.
Gracias por tu visita y aliento amiga.
Un beso.

Julio Dìaz-Escamilla dijo...

Lo he visto, querido amigo, parejas que deambulan en sus casas como zombies, desamorados, apáticos, una televisión o un aparato de radio, un periódico abierto o una cama indiferente. Vaya que lo he visto.
Un abrazo.

Migue dijo...

Has visto Julio,
Como dijo el autor de Tus zonas erróneas, la flor que no crece está muerta.Las parejas que viven como zombies,son muertos en vida,se amoldan a la no felicidad.Solo transcurren...
Gracias por tu visita amigo.
¡Un abrazo!

Diana Profilio dijo...

Otra de tantas historias,lamentablemente. Dos soledades albergadas bajo un mismo techo; mundos paralelos que no volverán a confluir jamás. Y no todos tienen -a esa altura de la vida- las agallas para decir ¡basta! e intentar vivir mejor. Me alegro por Juan, al menos apostó al resto de vida que le toca vivir. Lástima por Laura, pues quedó enredada en su propia telaraña. ¡Muy buena tu historia, Migue! Un beso grande.

Migue dijo...

Diana, tu visión de escritora ha entrado en las entrañas del relato.El paso del tiempo fue resaltando la diferencia de sus mundos. Juan no lo hizo antes por miedo, pero no por él, preocupado por Laura cuya vida se entramó en su telaraña insociable e incomprensible.Antes que morir de asfixia,él buscó la salida.
Agradezco tu visita y seguiré agradeciendo las futuras.
Un abrazo y un beso para ti,amiga.

midala dijo...

Una historia muy actual Migue!!Juan quiso ser feliz y seguir viviendo,ese paso quizas...debería de hacerlo antes,la vida es corta y todos merecemos vivirla de la forma que deseamos y sin ataduras.Besos Migue,muy buen relato!

Luján Fraix dijo...

HOLA QUERIDO AMIGO
HAY TANTAS PAREJAS ASÍ, LA CONVIVENCIA LOS ABRUMA Y APARECE EL DESAMOR, LA RUTINA QUE DESGASTA... LA FALTA DE RESPETO, DE ATENCIÓN MUTUA, DE PREOCUPARSE POR LO QUE LE PASA AL OTRO...

BESOS Y ABRAZOS.

PD GRACIAS POR TUS SABIAS E INTELIGENTES PALABRAS QUE ME DEJASTE EN MI BLOG RETRATOS. VALORO MUCHO TU SENTIR.

Migue dijo...

Hola midala,
Es ciertamente muy actual la historia.Ella se hizo dependiente de él,lo tomó como la figura de un padre protector,proveedor.Dejando de lado su papel de esposa,amante,compañera.La vida que le quede por vivir,Juan la vivirá con libertad!.
Gracias por tu visita,un beso amiga.

Migue dijo...

Bienvenida Lujan!
Como dices, pueden ser los dos que se desgastan, o uno que desgasta al otro hasta que no puede más. Una pareja es un mundo de dos, con los componentes que los hacen felices mutuamente.Si se pierden,el lazo se rompe...
Abrazos y besos,querida amiga.

PD: Gracias a ti,tus espacios tan ricos, generan esas palabras,solo digo mi sentir desde el alma.

Carolina dijo...

Que sean felices, aunque sea por separado.
Lo unico que importa es ser feliz.
Besos.

Migue dijo...

Bienvenida Carolina!
finalmente la búsqueda de la felicidad es lo que importa.A veces la del otro deja de lado la personal. Cada uno debe buscar aquello que le hace feliz,sin ataduras,si no lo logra con quien está o estuvo,"volverá a empezar" (como dice nuestro A.Lerner en su letra )
Besos.

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

Interesante relato,el amor...si lo hay lo puede todo,quizas soy un romantico,un abrazo.J.R.

Liz dijo...

Hola Miguel
No me molesta lo q escribes en mi blog fue que se me olvido darle para publicarlos, asi que estas invitados a escribir en mi blog cuantas veces quieras ;) Cuidate Que tengas un lindo fin de semana

Migue dijo...

Hola Jose Ramon,
el amor todo lo puede...pero en una pareja son dos para amar,si uno no lo hace, el otro queda rengo.También soy un romántico,habrá otras historias,otros finales. ¡Un abrazo!

Migue dijo...

¿Cómo estás Liz? ten por seguro que te seguiré visitando,dejando comentario amiga. También a ti te pido que te cuides.
¡Abrazos!

soylauraO dijo...

Acompañaré como N46
http://enfugayremolino.blogspot.com

Yelen dijo...

Que historia!muchas veces sucede eso,la casa sin los hijos,el silencio, los recuerdos...todas esas cosas invaden...
Cuando pasa eso las parejas deben volver a empezar a conocerse a descubrirse, hay temor por lo que pueda a llegar a encontrar..

creo que eso sucede cuando no hay un equilibrio entre en estar en familia y estar en pareja...quizas en compartir tanto con los hijos uno se pierde de disfrutar la pareja una persona es infinita nunca se termina de conocer siempre hay algo en ella que te sorprende...

es muy bueno lo que escribe y sus comentarios en mi blog son halagadores muchas gracias!

Estaré visitándolo un fuerte abrazo

Migue dijo...

soylauraO,
agradezco tu visita amiga, tienes un rincón con terreno menos conocido por mi,pero volveré porque creo que tengo muchas semillas para recoger en él.Un abrazo.

Migue dijo...

Hola Yelen,bienvenida!
En una pareja con hijos,el equilibrio se logra con amor,cubriendo cada uno sus roles, siendo responsables,madurando la relación.A veces ocurre que la madre se excede en la protección de alguno de los hijos. El padre,en su rol, tiende a exponerlos más, enseñándoles con el ejemplo,mostrandoles lo bueno y lo malo que hay en el camino mientras crecen.

Las peleas sobre las manera de educarlos,particularmente al más débil,son otro factor de desgaste en la pareja.Particularmente con madres como Laura, que poco valoró a Juan,él a pesar de su fortaleza,cumplida su misión,termina por cortar la relación. En su caso,dio todo el tiempo necesario,conocía el alma de ella,... no tenía nada más para descubrir y sorprenderse.
Tu blog es muy rico,halagos merecidos tienes de mi parte. ¡Abrazos para ti!

Luján Fraix dijo...

HOLA QUERIDO AMIGO
GRACIAS POR TAN LINDAS PALABRAS QUE ME DEJASTE EN EL BLOG NIÑA BELLA.
VALORO MUCHO TODO LO QUE ME HAS DICHO, ES UN ESTIMULO CONSTANTE RECIBIR OPINIONES DE SERES COMO TU, TAN PENSANTES...

MI GRATITUD HACIA TI Y MI CARIÑO.

UN BESO

Migue dijo...

Hola Luján,
Mis palabras surgen solas ante lo que mis ojos ven,las visitas y comentarios son estímulos que también suenan gratos a mis oídos.Creo que soy analítico para recorrer detalles en lo que leo.

Un beso,amiga.

Humberto Dib dijo...

Migue:
Real, actual, tocante... me gustó.
Un abrazo.
HD

Migue dijo...

Hola humberto,
me alegra te haya gustado.A ti amigo, que tienes una pluma que genera relatos cortos,muy buenos.
Un abrazo.

ANTIQVA dijo...

Creo que debe seguir los dictados de su corazon... Es el corazon el que manda... El nos recuerda, o deberia recordarnos, que solo se vive una vez...

Un abrazo, amigo

Migue dijo...

Bienvenido ANTIQVA!

Solo se vive una sola vez.El corazón...desde el alma... indicará lo que deba hacer.
Un abrazo,amigo

Belkis dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con la decisión de Juan. Se nota que en esa relación ya no queda nada y no tiene sentido. Soy de las que cree que se debe intentar todo para mantener viva una relación, pero cuando murió, mejor que cada uno siga su camino. A veces se hace más daño estando solo en compañía que cada uno haciendo su vida por caminos distintos. Disculpa la tardanza en mi visita Migue, pero ya sabes como ando de liadilla.
Te dejo un abrazo muy grande.

Rocio Fuentevilla Fuentes dijo...

Hay que obedecer al corazón. Realmente divino Migue. Me encanto!!!!!! Un abrazo.

Migue dijo...

Belkis, a veces decisiones que hacen a la propia felicidad se toman tarde.Pero siempre es tiempo, para recomenzar.Se que estas muy liada,...disculpa otorgada jajaja.
Abrazos amiga!!

Migue dijo...

Rocio, hay que obedecer al corazón cuando pide a gritos cambios.
Abrazos amiga!!